Cholila Online

 

Más allá de la demora en el tratamiento en la Legislatura Provincial de la adhesión al Pacto Fiscal con Nación y la Emergencia Económica provincial, el gobernador Mariano Arcioni reiteró en Esquel que “no nos vamos quedar detrás de un escritorio lamentándonos, porque tenemos que seguir trabajando para cumplir con obligaciones como el pago de sueldos y darle gas a las escuelas. Tenemos que seguir gobernando”.

En sus declaraciones en el marco de la celebración del 112º aniversario de Esquel también recalcó que los tiempos del Poder Legislativo son distintos a los del Poder Ejecutivo, y sostuvo que la fecha tope para aprobar el Pacto Fiscal fue el 14 de febrero.

“Pero –advirtió-para mí lo de la Legislatura ya está y ahora a los tiempos los manejan ellos. Es lamentable lo que ocurrió y punto”.

Anticipó Arcioni que en su mensaje de apertura de las sesiones ordinarias manifestará con la verdad hacia dónde se quiere ir y cómo.

Luego se refirió a la alternativa de pagar sueldos a los empleados estatales en forma desdoblada.

Aclaró que no es algo concreto pero una posibilidad que se analiza en un escenario de situación financiera complicada.

Con relación al panorama financiero complejo de la provincia, el mandatario provincial recordó que debieron gestionar ante el Gobierno nacional 708 millones de pesos para dar cumplimiento al pago de vencimientos, y ahora se procura reunir el dinero para pagar los salarios de febrero.

Arcioni reconoció que en los últimos meses se debió acudir a Nación por fondos para afrontar los sueldos de los empleados estatales, pero negó que la administración de Mauricio Macri esté poniendo sobre la mesa como condición la aprobación del Pacto Fiscal.

Luego el gobernador fue consultado por la Ley 5.001 que prohíbe la minería en Chubut: 

aseveró que no se va a modificar y será respetada la legislación vigente, como también remarcó que en su mandato no habrá megaminería en la provincia.

No obstante advirtió que hay que escuchar las voces de todos, y en este aspecto subrayó que los intendentes de la meseta tienen todo el derecho de expresarse y “hay que escucharlos también”.

Añadió que “con anarquía no se logra nada, más en un Estado de Derecho.

Si los intendentes de la meseta quieren el debate por la minería, tenemos la obligación de escucharlos”, al tiempo que indicó que no está pensado hacer una consulta popular.

Publicar un comentario

 
Top