Cholila Online

 

Los vecinos de Trelew podrán denunciar automáticamente si advierten niños trabajando en comercios, en las calles o toda aquella situación que a su criterio se enmarque en lo que comúnmente llamamos explotación infantil.

El celular es el 2804-4835913.

Corresponde a la Protección de Derechos y Minoridad de la Municipalidad de Trelew.

El área se ocupa de estos y otros temas con el equipo técnico que ya asciende a 11 profesionales.

Intervienen actualmente en unos 600 casos.

El lunes pasado Jornada publicó en la columna “De Boca en Boca” la denuncia de varios vecinos por las redes sociales que advirtieron que un niño hacía malabares con pelotitas en la esquina frente a un semáforo y el dinero se lo daba a una persona mayor ubicada a metros de él.

La catarata de mensajes de personas que pedían a otras que no le dieran dinero porque perjudicaban al chico, fue intensa.

Además pedían urgente intervención de las autoridades.

A este pedido social, la Municipalidad a través de Pablo Almonacid responsable del Servicio de Protección de Niños, Niñas y Adolescentes y Marcos Fragoza, titular de Equipos Técnicos del mismo área, aseguraron que esta situación puntual “es una  cuestión compleja y profunda. El niño en la calle es un síntoma de lo que sucede en el seno familiar”.

Indicaron los funcionarios que “en lo general se comunican las instituciones.

En el momento se busca obviamente que no esté en la calle.

Pero que no esté en la calle no significa que se haya solucionado.

Ahí es donde se activa el acompañamiento y se busca hacer un diagnóstico familiar.

Tiene que ver con lo económico y social.

El trabajo de los equipos técnicos es desarrollar dinámicas familiares y problematizarlo para modificar situaciones.

Con algunas familias se logra , otras no.

El proceso nunca es automático”, resaltaron

Fragoza, por su parte, aseguró que “la intervención dura mucho tiempo.

Hay que pensar que son familias problemáticas.

Vienen de generación en generación.

Que no solo se relaciona a la falta de recursos sino a las situaciones de violencia, donde el padre a lo mejor fue explotado en el mismo sentido que explota a su hijo.

La intención es que el Estado a través del Servicio de Protección de Derechos pueda ingresar a la familia y demostrar los buenos tratos.

Nos encontramos trabajando con las familias que aparecen en facebook.

Pero nada es automático.

Hasta que pueden reaccionar y ver cómo actuar, hacen que el niño vuelva al semáforo o al consumo de droga”.

Almonacid y Fragoza instaron a la comunidad a que “si alguien ve un chico en la calle, que llame.

Nosotros, disponemos de un equipo que trabaja con esa familia.

Si bien el equipo trabaja, no está presente las 24 horas.

Se entera por los medios, por el Facebook, por ejemplo, pero  lo ideal es a través del Servicio de Protección de Derechos.

El número telefónico es el 2804835913”.

Explicaron además que “es la primera vez que hay atención las 24 horas en lo que va en la historia del Servicio de Protección de Derechos”.

A la vez, Almonacid explicó que “la ley está promulgada, pero se sigue hablando de minoridad y no de niñez.

De “fuga” de los lugares y no es que se fugan los chicos.

Se fuga un preso, no un adolescente.

La trama es compleja porque cuando se habla de niñez prima más el lenguaje penal y no el lenguaje de familia.

Este trabajo es militante de poder cambiar el pensamiento comunitariamente.

En el sistema penal, la comunidad, cuando se produce el fenómeno de un delito no tiene nada que hacer, pero en la intervención de niñez, establece estas prioridades”.

Apuntaron los funcionarios municipales que “estamos trabajando justamente en los planes de acción donde se busca hacer protagonista a las familias, que no sea algo impuesto por la institución como si tuvieran que cumplir una pena.

No es penal nuestra intervención”.

Asimismo, indicaron la necesidad respecto a que las familias “reaccionen”.

Que se cambien las conductas.

“Requiere un proceso más que importante.

Donde el instrumento fundamental es el plan de abordaje.

Sentimos que nuestro trabajo está cumplido cuando se revierten situaciones que originaron nuestra intervención.

Ya sea con una medida de protección o se hayan revertido conductas de riesgo y amenazan derechos. Hoy hay 600 situaciones”.

Las intervenciones del Servicio de Protección de Derechos llegan cuando hay una derivación de la Justicia.

Además “estamos presentes ante un teléfono de urgencia que funciona las 24 horas que atienden dos profesionales: un abogado y un trabajador social.

De acuerdo a la situación, interviene el trabajador que corresponde.

Un niño en un hospital, un chico en una comisaría, etcétera”, puntualizaron.

Marcos Fragoza, por su parte, agradeció a las familias solidarias que trabajan en el área.

“Trabajando con ellos evitamos una institucionalización . 

Agradecemos también a la doctora Moreira, pediatra del hospital zonal, y su equipo.

Tenemos relación constante  por los niños que ingresan por violencia o negligencia.

Ahí se nos da intervención”.

Confirmaron que hoy el área tiene trabajando 11 profesionales que no estaban al principio de la gestión.

“Resta mucho camino por delante, el edificio permanece abierto de 8 a 14 horas y luego, el teléfono de emergencia.

Además del equipo administrativo.

Se quiere hacer una dirección de instituciones municipales.

Se habla de coordinación de hogares que no formaba parte del organigrama municipal”.

Para finalizar agregaron que Trelew recibe casos de niños y adolescentes de Rawson y distintos puntos de la provincia.

“Lo ideal sería que la madurez institucional llegara a un punto donde los hogares no fueran necesarios”, concluyó.

Publicar un comentario

 
Top