Cholila Online

 

El titular de la Agencia de Desarrollo Social y Productivo, Eduardo Arzani, se puso en contacto con productores de cerezas del valle para abordar el tema del corte de agua del canal que atraviesa la calle Murga, en donde estaba previsto comenzar la obra del puente de hormigón sobre la calzada. 

En ese sentido el funcionario provincial, a solicitud del intendente Maderna, mantuvo en las últimas horas un encuentro con los productores de la zona, quienes expresaron su extrema preocupación frente a potenciales pérdidas frutihortícolas en caso de cortar el agua que alimenta a un porcentaje considerable de la producción valletana. 

En ese sentido, el presidente de la Cooperativa de Productores Integrados de Cerezas, Julio Kresteff, explicó que "hoy las plantas como está la fruta necesitamos 20 litros de agua por día, ya está el fruto arriba con todo el azúcar, y se necesita el agua para que termine el proceso de maduración" y agregó que "sin agua la planta se va a estresar y la fruta no va a madurar quedando verde sin cumplir ese proceso".

500 puestos de trabajo

"Ahora no se puede cortar el agua del canal, porque además de la pérdida de la cosecha tienen que tener en cuenta que hay alrededor de 500 personas que trabajan relacionadas a las cerezas", remarcó Asimismo puntualizó que "todo el gasto ya lo hicimos y estamos a nada de cosechar, ya que a fines de noviembre y principio de diciembre empezamos la recolección de la fruta" "Tomemos conciencia lo que estamos generando desde este Valle, somos los segundos en el país que estamos exportando nuestros productos a los EE.UU.", remarcó. 

No se cortará el agua 

La inquietud de los productores ya fue trasladad a las autoridades del Instituto Provincial del Agua y la Compañía de Riego. Los organismos provinciales antes mencionados comprendieron el escenario y resolvieron, previa charla con el municipio, continuar con las medidas tomadas hasta el momento, es decir, no suspender el suministro del vital elemento a las zonas fértiles. 

Ante este panorama, el municipio resolvió seguir con las obras realizadas hasta el momento, y que los vehículos continúen utilizando el desvío abierto en el lugar para la libre circulación.

En ese sentido, el intendente Adrián Maderna le solicitó a la Secretaría de Planificación, Obras y Servicios Públicos para que disponga de un sistema de señalización que permita dar mayor seguridad al tránsito en esa zona. De este modo, los trabajos proyectados para la construcción del puente de hormigón se realizarán después del 10 de enero del año próximo, cuando la producción de cerezas no sea afectada.


Publicar un comentario

 
Top