Cholila Online

 

Es un producto chubutense que desarrolló el emprendedor Gonzálo Soriano. Se trata de un biofertilizante en base al alga “Undaria Pinnatifida”, una especie exótica.

La invención ya superó la fase experimental y ha sido aplicada con éxito.

El emprendedor chubutense Gonzálo Soriano logró producir un biofertilizante en base al alga “Undaria Pinnatifida”, una especie exótica que desde hace años se instaló en el litoral marítimo con un gran poder de adaptación, a punto tal que se transformó en invasora con rápida capacidad para formar montes submarinos en detrimento de otras especies autóctonas.

La novedad fue transmitida por la secretaria de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva del Chubut, Noelia Corvalán, quien aclaró que “la iniciativa ya superó la fase experimental, incluso se aplicó con mucho éxito a través del INTA en chacras de Gaiman, y comenzó a colocarse en el mercado destinado al rubro agropecuario”.

El proyecto se completó con un aporte de 1,5 millón de pesos que realizó el gobierno federal a través de la Agencia Nacional de Promoción Científica y Técnica con lo que se completaron las inversiones que requería la planta, ubicada en Camarones, una población costera donde existían campamentos algueros.

“Este proyecto nos entusiasma mucho porque trata de agregar valor a un recurso natural, en este caso un alga invasora sobre la que tenemos que asumir que no podrá ser erradicada y hay que darle valor alternativo, lo cual no siempre es fácil de lograr”, describió Corvalán.

Con sus dos metros de altura, la Undaria, que no es propia de la zona, generó bosques submarinos que impiden la llegada de luz solar a especies autóctonas de algas llevándolas a su exterminio y cubriendo el acceso a las salmoneras.

Las consecuencias de esta especie fueron relevadaS en varios informes por el Centro Nacional Patagónico quien describió el impacto negativo para la flora y fauna submarina, pero a su vez advirtió sobre su potencial energético e incluso alentó la comercialización por la demanda que existe en países asiáticos que la consumen como alimento.

“En este caso lo que hace el biofertilizante es aprovechar los beneficios que tiene el alga undaria que ya se conocía a nivel científico, pero todo quedaba como un trabajo digno de publicar en alguna revista especializada o a nivel de papers, pero se avanzó en el proceso colaborando con el equipamiento de la planta para que se pueda ubicar en el mercado”, dijo la funcionaria provincial.
El proceso de elaboración del biofertilizante que se envasa en bolsas termoselladas, se traduce en un gel de color verde que se aplicó en experiencias de frutales en la zona de chacras de Gaiman y su fabricación está guardada como un secreto por el emprendedor que pertenece a la misma familia que desarrolló la extracción del “agar-agar”, un polisacárido que se obtiene de las algas y es utilizado en la industria alimenticia como estabilizadores de flanes y gelatinas.

Un informe al que tuvo acceso Télam sobre las virtudes del biofertilizante indica que Este “tiene propiedades que mejoran el sistema radicular y el desarrollo de las raíces, generan follajes más sanos, mejora la floración y estimula el brote de frutos con mejor apariencia, alarga la vida de las hojas, además de proveer nutrientes en forma balanceada estimulando la división celular”.

El mismo reporte destaca que “el producto posee gran resistencia a enfermedades y pestes, contiene antitoxinas naturales que actúan como defensa de bacterias y virus, así como para repeler a plagas”.#

Publicar un comentario

 
Top