Cholila Online

 

Lo indicó el subsecretario de Gobierno, Mario Pazos. Dio a conocer que un grupo de coleros quiso salir a trabajar pero no lo pudieron hacer por un bloqueo a los camiones recolectores. "Nosotros no estamos dispuestos a ceder, sino a dialogar, como siempre lo hemos hecho", dijo Pazos.

El subsecretario de Gobierno de Rawson, Mario Pazos, calificó de "apriete" a una nueva medida de fuerza de representantes de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) que imposibilita la recolección de residuos a través de un paro y de un bloqueo que realizó este jueves por el cual no pudieron salir los camiones, pese a que era intención de un grupo de empleados salir a trabajar.

"Por la decisión del gremio de ATE de trabar la salida de los camiones recolectores de residuos se nos ha complicado el servicio. Somos rehenes muchas veces de este tipo de actos que no reparan en que la recolección de residuos es un servicio esencial", dijo Pazos.

"Nos vinieron a hablar coleros que querían salir a trabajar, pero no podían sacar los camiones por la actitud patoteril de algunos", completó.

"Yo le dije personalmente a la gente de ATE que es un paro que no se entiende, porque la Municipalidad está pagando y está haciendo un esfuerzo enorme todos los meses para cumplir con sus obligaciones", agregó y en este sentido ejemplificó: "Estamos convocando a paritarias, cosa que no existe ni en Provincia ni creo en ningún otro municipio, y estamos tramitando el pase de PEL a contratos con categoría. Por eso creo que la Municipalidad de Rawson no se merece una medida de este tipo".

"Deberían entender el contexto y la dificultad que tienen la Provincia y también la Municipalidad, en una situación de restricción económica que no escapa a nadie. Sin embargo la Municipalidad está al día con los sueldos", continuó.

De todas maneras, indicó, "estamos tomando medidas para cumplir aunque sea parcialmente con la recolección de residuos porque no podemos dejar que la basura se acumule dos días, y seguiremos dialogando con los otros gremios que están dispuestos a charlar y entienden el estado de situación".
En este contexto mencionó que la Provincia adeuda más de 20 millones de pesos en impuestos, a lo que se suman cerca de otros 20 millones de pesos por parte del Banco del Chubut por impuestos atrasados de la Chacra 8.

Por eso, "nos parece francamente injusto que estas medidas se tomen solo ante la Municipalidad, mientras que vemos otras actitudes que son más contemplativas", manifestó.

Explicó que en este caso "el reclamo es porque no están conformes con los pases a planta que se decidieron desde el Ejecutivo Municipal y quieren definir los 50 o 60 planes que ingresen. Es un despropósito porque además la función ejecutiva no se la podemos conceder a un gremio. Esas definiciones las toma la Municipalidad, que para ello se ha legitimado con los votos".

"Es una cuestión de apriete y de intentar que cedamos permanentemente. Y nosotros no estamos dispuestos a ceder sino a dialogar, como siempre lo hemos hecho", expuso.

Y finalizó: "Esperemos que ATE recapacite y entienda que no estamos en épocas de vacas gordas como para hacer frente a todo lo que quieren". 

Publicar un comentario

 
Top