Cholila Online

 

Aseguró que bajo estos mecanismos se beneficiaron «en forma irregular» ex funcionarios, empresarios y sociedades anónimas. Una porción de estas hectáreas serán cedidas a los pueblos originarios.

Di Filippo, presidente del bloque Convergencia, presentará en la Legislatura un proyecto de ley para anular los decretos que se firmaron en 2004 y 2005, que permitieron deslindar las superficies que poseían Bosques Nativos con el objetivo de facilitar la adjudicación y transferencia de tierras.

Di Filippo dialogó con EL CHUBUT y aseguró que detrás de esta metodología «hubo procedimientos irregulares» con la que se beneficiaron «ex funcionarios y sociedades muy conocidas e importantes».

La nulidad comprende la invalidez total de los actos administrativos emitidos con arreglo o en virtud de los decretos Nº 712/04 y Nº 74/05. El alcance se extiende a los actos administrativos y títulos de propiedad a favor de particulares que se hubiesen otorgado por aplicación de los decretos mencionados sobre tierra fiscal con bosque nativo, con posterioridad a la vigencia de estas normas.

El diputado advirtió que la maniobra también involucró «la ampliación de ejidos municipales» con la finalidad de «absorber tierras y después venderlas».

CENSO Y DEVOLUCION DE TIERRAS

El proyecto de ley de Di Filippo y Sergio Brúscoli -también cuenta con la colaboración de una diputada del FPV- amplía el que presentó el año pasado la legisladora Jacqueline Caminoa, agregándole dos artículos trascendentales para los pobladores originarios.

El primero de los agregados que proponen es «terminar con el censo» que inició el gobierno kirchnerista y quedó inconcluso, sobre la población aborigen que está en la provincia. Un dato de color, es que el primer censo sobre la población aborigen lo inició el ex presidente Arturo Illia en 1965.

El segundo y de mayor impacto, es que con la nulidad de las tierras con bosques nativos que se vendieron a partir de la aplicación de estos dos decretos, Di Filippo promocionará que un porcentaje importante de esa superficie sea cedida a los pueblos originarios.

Según los datos recabados, los diputados creen que hay entre 20 mil y 30 mil hectáreas que podrían volver a la órbita del Estado provincial en caso de aprobarse la nulidad de ambos decretos.

Uno de los casos más emblemáticos que estaban estudiando era el de «Juan de la Cruz Rosas», un poblador que tenía alrededor de 300 hectáreas y posteriormente a la aprobación de los decretos, la suma se multiplicó. Según Di Filippo, ese ciudadano transfirió las tierras «a una empresa conocida».

Redacción Chubut

Publicar un comentario

 
Top