Cholila Online

 

En un clima de renovado optimismo en la Casa Rosada, el Presidente Mauricio Macri resolvió jugar a fondo en las elecciones del 22 de octubre y una de sus estrategias será instalar la posibilidad de su reelección en 2019 para mostrarse fortalecido y reafirmar el cambio político y económico.

“El Presidente jugará con los mejores hombres del Gobierno porque estas elecciones son muy importantes”, dijo a La Nación un alto funcionario. “La decisión política es poner toda la carne al asador”, agregó.

Podrían ser candidatos hasta tres ministros y varios secretarios de Estado. Ello abrirá cambios en el gabinete y permitirá reducir la enorme estructura del Poder Ejecutivo.

El plan se dibuja en la mesa política del Presidente, el jefe del Gabinete, Marcos Peña , y el ministro del Interior, Rogelio Frigerio . En contacto con todos los referentes del interior despunta el mapa electoral.

La instalación de la reelección en 2019 implica crear la sensación de que el Gobierno da por descontado un triunfo en octubre y que ya busca un segundo mandato, lo cual se propone acelerar las inversiones: los capitales locales y externos esperarían señales de que las reglas de juego durarán ocho años y no cuatro.

El propio Macri puso el tema en el debate. El miércoles último dijo en Santa Fe que inauguraría “el aeropuerto en el próximo mandato”. El lunes habían aparecido pasacalles con el eslogan “Macri 2019”. El jefe del bloque de diputados de Pro, Nicolás Massot, dijo anteayer cuando lo consultaron sobre la reelección: “Lo veo estupendo y seré el primer militante que trabaje por eso”.

La operación está lanzada. El Presidente sacó pecho luego de las marchas multitudinarias de apoyo del “1-A”, que le dieron oxígeno político. Y su visita al Presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, la semana pasada resultó mejor de lo que esperaba: liberó la exportación de limones y prevé destrabar las de biodiesel y carnes. Trump lo designó “socio regional” y le anticipó que promoverá inversiones de ese país en energía, alimentos, servicios y tecnología. Firmó acuerdos de seguridad y se comprometió en la Casa Blanca y en el Capitolio a liderar a la región para presionar al régimen de Nicolás Maduro en Venezuela para una salida democrática.

El jueves último, Macri revisó encuestas con su gabinete y cree haber recuperado imagen en el conurbano, en el norte y en el sur del país. Las elecciones pasaron a ser la prioridad número uno. Tres ministros serían candidatos. Y habrá varios secretarios de Estado para las listas que cierran el 24 de junio.

Esteban Bullrich dejará la cartera de Educación para postularse a senador por la provincia de Buenos Aires. El titular de la unidad Plan Belgrano, José Cano, fue confirmado como candidato a diputado en Tucumán. Podría sumarse allí Domingo Amaya, el secretario de Vivienda.

El ministro de Defensa, Julio Martínez, podría presentarse para senador en La Rioja. Pero él promueve a la diputada Inés Brizuela y Doria.

Ricardo Buryaile podría dejar el Ministerio de Agroindustria. Tiene pendiente una charla con Macri. Podría ser candidato a senador en Formosa. También está en danza el senador Luis Naidenoff.

Balcarce 50 promueve para diputado por La Pampa a Carlos Mac Allister, secretario de Deportes, Pero éste no quiere y tiene una dura negociación con la UCR. En Chaco, jugará Aída Ayala, secretaria de Asuntos Municipales, para diputada.

En Chubut podría competir para diputado Mario Cimadevilla, de la unidad de Investigación de la AMIA. Pero también está en las gateras Ignacio Torres, el joven coordinador del Plan Patagonia. En Capital Federal está confirmada Elisa Carrió para la Cámara de Diputados y en Jujuy se postulará para el Senado el ministro de Salud local, Mario Fiad.

En Mendoza, los nombres más fuertes son el diputado Luis Petri y el ministro de Gobierno, Dalmiro Garay. En Córdoba está confirmado Héctor Baldassi.

En Santa Fe, pelean entre los diputados Mario Barletta (UCR), Luciano Laspina (Pro) y el concejal radical Jorge Boasso. Para Entre Ríos, la Casa Rosada ve con buenos ojos como diputado al presidente de la Sociedad Rural, Luis Miguel Etchevehere, aunque falta sondearlo.

En la convulsionada provincia de Santa Cruz, encabezará la lista para senadores el diputado Eduardo Costa contra el kirchnerismo golpeado en la provincia. El Gobierno apoya en San Luis para senador a Claudio Poggi contra los Rodríguez Saá. Lo secundará Gabriela Riollo, de Pro.

En Tierra del Fuego está confirmado para diputado Héctor “Tito” Stefani, presidente de Cambiemos y de la Anses local y coordinador general del Fideicomiso Austral.

Publicar un comentario

 
Top