Cholila Online

 

El ministro de Economía reconoció en FM Tiempo que no se alcanzará la meta fijada a principios de año, que buscaba reducir el rojo del año pasado a la mitad: $ 1.200 millones. Además el funcionario adelantó que en las próximas horas se implementará la norma para limitar los gastos en el Estado.

La directiva que bajó el gobernador Mario Das Neves fue gastar lo que sea imprescindible en las áreas más sensibles frente a cuentas  que se encuentran al límite. En diálogo con FM Tiempo el ministro de Economía, Pablo Oca, adelantó que en las próximas horas se dará a conocer la normativa para limitar gastos en el Estado. Además, reveló que este año el déficit estará en torno a los $ 1.800 millones de pesos.

Oca aseguró en el programa A Tiempo, que se emite por FM Tiempo Trelew, que hasta julio el rojo fue de 1.000 millones de pesos. Prácticamente los $ 1.200 millones que se proyectaba para todo el año. En ese sentido, admitió que no se alcanzará la meta trazada frente a los imponderables de la crisis.

“La última cuenta inversión de julio tenía un déficit de 1.000 millones con todos los ajustes que hicimos y habiendo podido debatir con los gremios la pauta salarial razonable ya teníamos 1.000 millones. No vamos a poder cumplir la meta porque algunos recursos no van a tener la performance que esperábamos”.

En esa dirección, reflejó que “con este nivel de gastos de la provincia y sin otro factor que interfiera, vamos a estar en los $ 1.800 millones (de déficit), más cerca de los 2.000 millones, con este nivel de gastos”.

Control de gastos

El ministro de Economía aseguró que “el control del gasto lo venimos haciendo desde el primer día que asumimos” y explicó que el nuevo paso que dará el Estado en ese sentido es “reestructurar algunas normas que parecerían que están dispersas en algunos otros reglamentos no están quedando demasiadas claras en algún”.

Oca dijo que el objetivo de ese trabajo es “fijar límites específicos, más allá del control presupuestario, más allá de instrucciones que se dan en reuniones de gabinete, que quede en una norma con límites precisos y en eso estamos trabajando estos días”.

Mencionó que hasta el momento “lo hemos venido haciendo a través de una cuestión técnica en el presupuesto que son cuotas presupuestarias que se asignan a los servicios administrativos, el punto es que algunos servicios administrativos no están entendiendo el tema de las cuotas presupuestarias, entonces vamos a tomar algunas un poco más duras respecto a eso”.

Indicó que en cuestión de horas “fijaremos cuál es el límite en el poco margen que queda luego del pago de sueldos, en lo que tiene que ver con bienes y servicios, cuál es el límite máximo a gastar y a partir de ahí definirá cada ministro su asignación. Estoy hablando en este sentido de combustible, de viáticos, de comisiones de servicio, y tendrá que ser así. Y si en algún servicio el límite será cero, será cero”.

“Las prioridades para el destino de los fondos claramente son los abastecimientos de medicamentos en los hospitales, la comida y los servicios del sistema de seguridad y carcelarios, los servicios públicos, y alguna otra cosa que ahora en este momento se me puede estar escapando”.

Respecto a Educación dijo que “si bien es uno de los temas prioritarios como política, vamos a limitar en esta norma el tema de las horas cátedra”.

El ahorro

En cuanto a las estimaciones de ahorro a producir con estas medidas, Oca dijo que es complejo realizar una estimación pero a modo de ejemplo citó que “entre los gastos  que tienen cierta importancia, el gasto en seguro automotores lo hemos ordenado y estamos casi en la mitad de lo que se pagaba el año pasado en gastos de seguros de auto”.

En cuanto a cuestiones como el combustible, dijo que “por lo menos lo que tenemos que reducir es la cantidad de litros; ahí empieza a jugar un poco el precio y otras cuestiones que con un presupuesto reconducido tal vez el ahorro es estar en los mismos niveles de gastos que a noviembre” del año pasado.

Otro punto que mencionó está ligado a la implementación del monitor para el contralor médico. “El mes pasado sólo en el sistema educativo, pagamos para  hacer frente al ausentismo $ 50 millones y esos números son los que estamos atacando con muchas de estas medidas”.

“Si uno los traslada al año son alrededor de $500 millones anuales que pagamos por dobles o triples cargos, en algunos casos pueden estar justificados”. El tema fue llevado a la mesa de discusión paritaria con ATECh a principios de año pero “Goodman no quiere dar la discusión del presentismo y le molestó sobremanera esta cuestión de los monitores porque saben que la gran mayoría de esos certificados son todos truchos, estas son las cuestiones que hay que discutir, estamos intentando reducir con estas medidas”.#

Publicar un comentario en la entrada

 
Top