Cholila Online

 


El Intendente Raúl Ibarra de Lago Puelo, mantuvo en el transcurso de la semana pasada una reunión con los vecinos de Las Golondrinas en la que se trató la cuestión del loteo de la propiedad de Donaldo Montero, comercializada por la Inmobiliaria Rubio. Se detectaron irregularidades y posibles casos de fraude.

Luego de la reunión mantenida con vecinos el domingo 4 de septiembre, el intendente Ibarra se retiró con gran preocupación por las acciones realizadas en el proyecto de loteo. 

En este sentido, sostuvo que se advierte que no se tomaron todos los recaudos de impacto ambiental ni medidas sobre conexión de servicios, en particular el agua que tanto escasea en la zona de Golondrinas. 

En el encuentro, los vecinos fueron expresando sus preocupaciones y solicitaron información a la Municipalidad de Lago Puelo sobre las medidas tomadas ante el avance irregular.

Por su parte, Ibarra informó que se iniciaron dos causas en el ámbito de la justicia de Falta respecto a las viviendas que se están construyendo y sobre la tala de bosques de cipreses. 

Durante la reunión, los vecinos aportaron datos que derivaron en una resolución que hoy podría entrar en vigencia, mediante la cual se ordena, en base a elementos que fundan la misma, romper la excepcionalidad de que Golondrinas sea un punto agrícola y con turismo siempre y cuando se constituya una Comisión de Estudio al efecto que, dicho sea de paso, nunca se realizó.

Abona al dictado de la medida, el hecho de que es precaria o nula la evaluación de servicios, el por qué se tala el bosque o cómo se va a obtener el agua. 

“La intención es arrancar con un condominio para terminar en un PH. Esto se advierte en un boleto de compraventa donde el vendedor dice que primero irán con esa figura para luego ir con la otra”, comentó Ibarra. 

Como medida complementaria, se ordena la revisión del expediente y se solicitará a a la inmobiliaria Rubio que se abstenga de vender hasta que se constituya la Comisión referida, se presente el proyecto de servicios y se aclare lo relativo a la tala.

El proyecto consiste en 60 grupos habitacionales en 2 hectáreas sobre un total de 26 hectáreas. 

“Vamos a tener un minipueblo”, dijo Ibarra

El emprendimiento, de acuerdo al primer plano presentado, habla de un proyecto  comercial destinado a cabañas, pero cuando se ven los boletos  y la documentación técnica, no hablan de cabañas sino de viviendas individuales.

El aspecto ambiental y de servicios en particular es el más crítico. Tal es así que los desechos cloacales, por las características del lugar, irán en dirección descendente y concentrarán en el punto de mayor urbanización.

Por otro lado, la Directora de Ordenamiento Territorial advirtió falencias, elevó el expediente y se le dio vista al asesor legal. Mientras tanto, el Director de Obras Particulares dio intervención a la juez de faltas que dio inicio a dos actuaciones contravencionales.


El Bolsón Blog

Publicar un comentario en la entrada

 
Top