Cholila Online

 


Más de 10.000 personas se movilizaron hacia la costa del río Uruguay en Gualeguaychú y le reclamaron al gobierno de Macri “que defina qué política aplicará”.

Un multitudinaria marcha exigió ayer el traslado de la pastera UPM-Botnia de la costa del río Uruguay, lo que marcó la duodécima protesta, y pidió una clara definición por parte del gobierno sobre “qué política aplicará en este conflicto”.

Ante una gran cantidad de participantes congregados en el puente que une Gualeguaychú con Fray Bentos –que los organizadores calcularon en 22.000 y que según otras fuentes llegaron a los 10.000–, y bajo el lema “Por nuestra vida, por el planeta, fuera Botnia”, los asambleístas explicaron que “año tras año convocamos en la lucha por el medio ambiente, contra una Finlandia que cuida su país y nos deja su basura”.

A su vez, reclamaron “energía y celeridad en el reclamo de nuestras autoridades, el funcionamiento pleno de la Comisión Administradora del Río Uruguay (Caru), la puesta en marcha del Comité científico bilateral, y que las organizaciones internacionales consideren esta situación como “violatoria de Derechos Humanos fundamentales de los habitantes de esta región”.

“Esta región clama justicia, todos saben las toneladas de contaminación que emite la empresa, prestigiosos equipos de científicos han demostrado que el fósforo principal contaminante que se vierte en el río Uruguay, mientras además llevamos años respirando gases tóxicos y seguimos esperando los sensores de calidad de aire prometidos”, destacaron.

Por otra parte, manifestaron que mientras la pastera funcione “la lucha seguirá ante una empresa contaminante que no contará con licencia social, defendiendo el ambiente y nuestro planeta, defendemos la vida y por ella de las generaciones futuras”.

El asambleísta Juan Veronesi, explicó que “como todos los años, el colegio José María Bértora se encuentra desde anoche realizando un acampe en la zona, y este año se sumaron dos establecimientos más”, por lo que “va a estar la juventud encabezando la marcha con mucho entusiasmo”.

El intendente de Gualeguaychú, Martín Piaggio, dijo que “la crisis ambiental es social, política y económica, y hoy el desastre climático que vivimos, nos lleva más allá de lo alternativo y nos pone frente al desafío de lo posible”.

“Todo esto nos lleva a ratificar nuestro compromiso con el ambiente y a hacerlo extensivo a toda nuestra cotidianeidad, y por eso apoyamos a caminar por la vida, y decimos ‘Fuera las pasteras del río Uruguay’. Estamos seguros de que un pueblo que camina, no se domina”, concluyó Piaggio.

Según la Asamblea, la planta Fray Bentos “extrae un volumen de celulosa que se vende en Finlandia por 1.100 millones de dólares, mientras que deja en Uruguay en concepto de salarios menos del uno por ciento de esta cifra”.

En el 2005 se produjo la primera marcha masiva de protesta y entre 2006 y 2010 los ambientalistas mantuvieron bloqueado el puente binacional.

Publicar un comentario en la entrada

 
Top