Cholila Online

 


Desde el organismo se informó que son considerados residuos peligrosos y deben someterse a tratamientos específicos, según lo establece la normativa vigente.
El Ministerio de Ambiente y Control del Desarrollo Sustentable del Chubut realiza controles a las empresas operadoras de hidrocarburos en cuanto a la gestión integral de sus fondos de tanque.
Así lo informó el director general de ese organismo en la Comarca Senguer-San Jorge, Roberto Jure, y explicó que “alentando este tipo de tratamientos no sólo se exige el cumplimiento de tratamientos amigables con el ambiente, sino que se busca impulsar el desarrollo laboral de empresas de la zona, favoreciendo la mano de obra y economía local”.
Uno de los saldos de la actividad petrolera ha sido y es la generación de grandes volúmenes de fondos de tanques que, en prácticas operativas anteriores, eran depositados sobre distintos caminos de yacimiento para consolidarlos.
En la actualidad se considera a los fondos de tanque como residuos peligrosos, según la Ley Nacional Nº 24.051 a la cual Chubut adhiere. Estos residuos deben someterse a tratamientos específicos para quitar sus características de peligrosidad, de acuerdo a lo establecido en la normativa.
El Ministerio de Ambiente informó que las empresas encargadas de realizar la limpieza de tanques deben estar debidamente habilitadas por ese organismo, solicitar autorización, y que se evalúan los procedimientos operativos llevados a cabo y el destino que se pretende dar a los fondos de tanque.
Actualmente la Ley Nacional N° 25.612 de Gestión Integral de los Residuos Industriales y de Actividades de Servicios establece la obligación de los generadores de tratar adecuadamente y disponer en forma definitiva los residuos generados por su propia actividad, dando prioridad al tratamiento in situ.
Las empresas deben inscribirse en el Registro Provincial de Generadores y Operadores de Sustancias Peligrosas como Operadores de Residuos Peligrosos.
Tratamiento de residuos
Julia Perez Krenek, directora de Control Operativo Ambiental, precisó que “el tratamiento de estos residuos se lleva a cabo mediante la limpieza de instalaciones como tanques de baterías, tanques de plantas de deshidratación, tanques de plantas de almacenajes, piletas de almacenamiento de crudo, piletas API y cámaras, por extracción y posterior tratamiento por separación de fases, generalmente mediante tratamiento térmico, seguido de un sistema de fluidificado y posterior decantación”.
Explicó que “como resultado de ello se obtiene una corriente de hidrocarburos que es reinyectada al circuito de producción, agua que recircula en sistema cerrado del mismo tratamiento y material sólido de características variables que deben ser analizadas para determinar su disposición final. Si la calidad del material resultante lo permite se disponen en canteras agotadas para aportar a la reconstitución final del área”.

Publicar un comentario en la entrada

 
Top