Cholila Online

 

José Muñoz, quien el lunes supo que el casco que utilizó en la Guerra de Malvinas había sido recuperado por un coleccionista argentino en Cambridge, ahora sueña con poder viajar y volver a tocar este objeto tan preciado en su historia. "Sería un sueño porque yo no tengo nada de Malvinas. No tengo ni siquiera una foto, solamente sé que soy Veterano de Guerra y la gente lo sabe porque figuro en los libros" dijo ayer a Radio Del Mar, que se hizo eco de la historia.

"Yo creo mucho en Dios; creo que todo está en sus manos; también si algún día lo puedo tener en mis manos, pero todo lo que esté a mi alcance lo voy a tratar de hacer". Con estas palabras y la emoción a flor de piel y entre lágrimas, José Muñoz (52), el Veterano de Sarmiento que el lunes se reencontró con el casco que utilizó en la Guerra de Malvinas tras 33 años, expresó su deseo de poder tenerlo en sus manos y volver a aquellas sensaciones que lo invadieron en 1982.

Ayer por la mañana el ex integrante del Regimiento de Infantería 25 dialogó con Radio Del Mar, que se hizo eco de la información publicada en forma exclusiva por El Patagónico luego de que la historia conmocionará a toda la ciudad de los lagos, repercutiendo en cada rincón del país donde la causa Malvinas se siente con fuerza.

José fue claro: "sería un sueño porque yo no tengo nada de Malvinas. No tengo ni siquiera una foto, solamente sé que soy Veterano de Guerra y la gente lo sabe porque figuro en los libros, pero no tengo nada. Sé que estuve desde el primer día hasta el último día. Así que sería algo enorme el llegar a tener este casco", manifestó.

Por esta razón, evalúa la posibilidad de viajar a Inglaterra y reencontrarse con Matías P., el argentino que reside en Cambridge y que colecciona elementos militares. Así fue como compró el casco a un amigo de un veterano inglés. "Me encantaría poder alguna vez en la vida viajar. Llegar allá y sacarme una foto con el casco puesto. Si lo podría hacer, seguramente que lo haría", reconoció.

UNA HISTORIA QUE EMOCIONO
Ayer, tanto para José como para Paola, su prima, quien terminó siendo el nexo entre él y José gracias a una nota periodista que escribió el último 2 de Abril, fue realmente un día agitado ya que recibieron llamados de Santa Fe, Córdoba, Rosario, Buenos Aires y otros puntos del país que se hicieron eco de la historia difundida por El Patagónico en sus ediciones de papel y web, donde fue la más leída de la jornada.

Sin dudas serán días inolvidables para este hombre que tuvo la tarea de manejar un camión cisterna de combustible durante su estadía en las islas aquel doloroso otoño, siendo integrante de uno de los regimientos más reconocidos por su participación en el conflicto, el 25 de "Los bravos" de Sarmiento, que estaba al mando del entonces teniente coronel Mohamed Alí Seineldín.

Ahora solo restará esperar y ver qué depara el destino ante el sueño de poder viajar y completar esta historia apta para guiones de cine, o continuar con la lucha y la reivindicación de aquellos jóvenes soldados, hoy adultos, que volvieron para contarlo.


El Patagónico

Publicar un comentario en la entrada

 
Top